Este año, la OIT dedica el Día Mundial de la Seguridad y la Salud en el Trabajo y el Día Mundial contra el Trabajo Infantil se unen en una campaña conjunta para mejorar la seguridad y la salud de los trabajadores jóvenes y poner fin al trabajo infantil.

Los 541 millones de personas jóvenes trabajadoras de 15 a 24 años (entre las cuales se cuentan 37 millones de niños y niñas en situación de trabajo infantil peligroso) representan más del 15 por ciento de la fuerza laboral mundial y sufren hasta un 40 por ciento más de lesiones ocupacionales no mortales que los trabajadores adultos de más de 25 años.

Muchos factores pueden aumentar la vulnerabilidad de las personas jóvenes a los riesgos en el trabajo, como su etapa de desarrollo físico y psicológico, la falta de experiencia laboral y de capacitación, la limitada conciencia de los peligros relacionados con el trabajo y la falta de poder de negociación que puede llevar a los trabajadores jóvenes a aceptar tareas peligrosas o malas condiciones de trabajo.

La campaña del Día Mundial de la Seguridad y la Salud en el Trabajo de 2018 destaca la vital importancia de abordar estos desafíos y mejorar la seguridad y la salud de los trabajadores jóvenes, no solo para promover el empleo juvenil decente, sino también para vincular estos esfuerzos en la lucha contra el trabajo infantil peligroso y todas las otras formas de trabajo infantil.

¿Qué Factores de riesgo afectan específicamente en los trabajadores jóvenes?

Inherentes a su edad

  • Estado físico de desarrollo
  • Estado psicológico de desarrollo

Condicionados por su edad

  • Competencias profesionales y experiencia laboral
  • Nivel de educación.

Otros factores que, unidos a su corta edad, contribuyen a aumentar los riesgos en materia de SST (sexo, discapacidad, situación migratoria).

La exposición de los trabajadores jóvenes a los peligros del trabajo:

  • peligros para la seguridad
  • peligros físicos
  • peligros biológicos
  • peligros químicos
  • peligros ergonómicos
  • peligros psicosociales

 

 

5 acciones de la OIT para conseguir una generación segura y saludable

Mejorar la compilación y el análisis de datos e información sobre la SST y los trabajadores jóvenes

Desarrollar, actualizar y aplicar las leyes, reglamentos, políticas y directrices para proteger mejor la seguridad y la salud de los trabajadores jóvenes.

Crear capacidad destinada a ayudar a los gobiernos, los empleadores, los trabajadores y sus organizaciones a abordar las necesidades de los trabajadores jóvenes en materia de SST.

Integrar la educación sobre SST en la educación general y profesional a fin de construir generaciones más seguras y saludables de trabajadores.

Fortalecer la promoción, la sensibilización y la investigación de la vulnerabilidad de los trabajadores jóvenes a los peligros y los riesgos de SST.

 

Fuente y más información OIT